Microcuento berreta de Navidad

navidad03

Todo llega y no hay tiento que no se corte aunque la verdad (que nos hace libres) a veces duele. La cosa es que un día me encontré con la terrible revelación de que Papá Noel era yo. Desde ese día, las navidades son más agarradas y más amarretas.

Comentarios