La peor cita de la historia

clip_image001

Aquellos que se llenan la boca hablando de las redes sociales deberían saber que cuando entramos en ellas estamos en una zona ambigua, a medio camino entre el hacer algo y el no hacerlo. Los dos jóvenes coreanos que en diciembre convocaron a la cita a ciegas más grande de la historia, deberían haber pensado en esto.

Nuestros dos héroes eligieron las redes sociales para promover su evento. Bajo el nombre de “Batalla de solteros”, convocaron a solteros y solteras para encontrarse en un parque de Seúl. Recibieron 36.000 confirmaciones de asistencia. Pero ese día fueron 3.500, y casi todos eran varones; si fue una batalla, la ganaron por abandono. “Esto es horrible, yo no vine aquí para quedarme atascado en medio de una muchedumbre de hombres”, dijo, indignado, un joven coreano.

Pero la peor cita de la historia nos puede ayudar a reconocernos en estos tiempos que vivimos, más esponjosos y ambiguos. Un mundo de virtualidades y realidades en el que existe la posibilidad de ser, la de no ser, y Facebook.

Mariano Nicolás Donadío

Viernes 22 de febrero de 2013 - año 13 - número 575 - día de la otredad

lo insoportable
el aviso del pomelo pink, de primera mirada, ya se merece nuestro odio.

actividades de la fundación solargento
jornada de meditación en un salón repleto de niños que están aprendiendo a tocar la flauta dulce. solo para niveles avanzados.

mira vos, che
una historia de la música
dibujada en seis minutos.

biografía en haiku
Dios no te ama pero
te quiere de amigo para
tomar un café.

Comentarios

Barullo dijo…
Ojalá que el pomelo Pink sea un fracaso total.

Igual, los publicistas tienen una buena excusa: ¿qué querés? ¿que haga magia con una gaseosa de pomelo?