El falso abogado de los malos sujetos


Giovanni di Stefano es conocido como “el abogado del diablo”. Entre sus clientes aparecen algunos de los sujetos más temidos y odiados por la humanidad. Por su portafolios pasaron Sadam Husein y su ministro Tarek Haziz, Slobodan Milosevic, el ex hombre fuerte de Serbia, Charles Manson y numerosos asesinos seriales. “Quiero representar a cualquiera que lo necesite. Defendería con gusto a Bin Laden, al mulá Omar, a quien sea... En un país civilizado, todo el mundo tiene derecho a ser defendido. Y yo defenderé a mis clientes hasta la muerte”, explica. 

Pero alguien acaba de descubrir que el abogado del diablo no es abogado. En estos días, el polémico italiano se encuentra preso en Londres, donde se lo acusa de 25 delitos, entre ellos de fraude (no está inscripto en ningún registro de Italia, de Inglaterra ni del mundo), falsificación y lavado de dinero.


Cómo representante del Malo, Giovanni debería conocer mejor a su cliente. Lo saben el doctor Fausto y todos los cuentos populares: el diablo nunca cumple con sus tratos. Y abandona a sus socios en el peor de los momentos.

La Nación, domingo 31 de marzo de 2013.-

Comentarios