Vocación y equivocación


Modelo, jugador de fútbol, veterinaria, dueño de una juguetería; a esta altura de la vida todos tenemos algún sueño infantil del cual avergonzarnos. No hace falta que nos atormentemos retrospectivamente: una investigación de la Universidad Carlos III de Madrid sostiene que no cumplir con los sueños de la infancia y terminar eligiendo otra vida es la norma. Y que solamente el 6% de los adultos trabajan en lo que soñaban de pequeños.

El equipo de investigadores analizó las aspiraciones profesionales de 1.693 niños y 1.667 niñas, encuestados varias veces desde su infancia hasta los primeros trabajos significativos como adultos. Se hizo foco en las aspiraciones de aquellos que tenían entre 11 y 15 años, esa edad en la que nada está en su lugar y la vida se presenta como un horizonte de incertidumbres.

“Solo un 6% de los pequeños acaban en las ocupaciones a las que aspiraban siendo niños”, comenta el sociólogo Javier Polavieja, profesor de la universidad. No busquen rastros de decepción -ni de tristeza- en estas palabras. La realización no es un camino recto. Llegamos hasta adonde llegamos por una suma de errores virtuosos. De luminosas equivocaciones.

Mariano Nicolás Donadío

Viernes 6 de diciembre de 2014 - año 15 - número 647 - día de la anacrusa

lo insoportable
el problema no son las fiestas. El problema es la cobertura periodística acerca del precio del turrón y los saludos de fin de año de los famosos. El problema es la pregunta “¿dónde vas a pasar las fiestas?”

actividades de la fundación solargento
“tres acordes”: taller de litoraleñas, canciones infantiles y hits pop.

mira vos, che
13 preguntas que los argentinos estamos cansados de contestar

arteartearte




Comentarios